Mostrando entradas con la etiqueta Poemínimos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Poemínimos. Mostrar todas las entradas

lunes, 31 de julio de 2017

De un poemínimo de emergencia.



Alguien que no debería, sabe algo de mí,
alerta máxima!
amenaza de peligro!
mi hermeticidad ha sido comprometida

miércoles, 26 de julio de 2017

Cuando me muera quiero que mi legado se pese en kilogramos.



Cuando me muera quiero que les dé hueva leer
y que por ello tiren mis cuadernos a la basura,
que se repartan mis libros,
malbaraten  mis comics,
que se midan mi ropa,
que se pregunten por el origen de alguna artesanía 
y en donde se vería bien.

Cuando me muera quiero que trabajen,
y suden,
y encuentren,
y revisen cosas,
que rompan papeles
que hallen tesoros.

Que les pese esa pequeña parte material de lo que fui,
que se den cuenta
de que nunca me conocieron
o que sonrían
con algún recuerdo que les traiga
el encontrarse algo significativo.

Eso,
o que sencillamente
no les importe nada.

De un poemínimo sumamente humilde.



Carrito
presuntuoso
de
beccogelato
artigianale.
Me
injuria
tu
pretenciosa
existencia.